PPL DEL CRS TURI RINDEN LA PRUEBA SER BACHILLER.

El Ministerio de Justicia, Derechos Humanos y Cultos, en coordinación con la Secretaria de Educación Superior, Ciencia, Tecnología e Innovación (SENESCYT) y el Instituto Nacional de Evaluación Educativa, garantizan el derecho a la educación a personas privadas de libertad (PPL) del Centro de Rehabilitación Social, Regional Sierra Centro Sur Turi, quienes fueron parte del examen ´Ser Bachiller´ que les permitirá acceder a una carrera universitaria.

Desde tempranas horas de la mañana, se podía observar cómo de una en una llegaban las PPL, hasta el infocentro, lugar que se adecuó para que pongan en práctica sus conocimientos.

Nerviosismo, miradas ansiosas, apoyo, compañerismo y sobre todo rostros de esperanza por un futuro mejor, se evidenciaba en cada una de las 11 personas privadas de libertad que accedieron a esta oportunidad.

Varios de ellos, obtuvieron su título de bachiller en privación de libertad, “ese es el mérito” dice Javier S., músico de profesión, quien está a punto de graduarse y luego de estar privado de libertad 10 años, entendió que la educación es la única puerta a la libertad.

“Al perder mi libertad, pensé que mis sueños terminaron en ese preciso momento. Gracias al apoyo de mi familia y las autoridades del CRS, comprendí y aprendí a hacer realidad metas que por diferentes razones había dejado rezagadas” manifestó Javier, mientras manipulaba sonriente una hoja de cuaderno que contenía el material de apoyo.

Mientras tanto, en medio del nerviosismo del momento, luego de dos horas de inicio del examen y un silencio total “Dios terminé” se escuchó con un grito de alegría, Edixon P., fue el primero del grupo en salir, con la certeza de haber obtenido una excelente calificación y la esperanza de ingresar a la universidad para profesionalizarse como Comunicador Social.

“Algunas malas decisiones que tomé en mi juventud me condujeron hasta este lugar, pero aprendí la lección y también a realizar mis sueños, sin importar las circunstancias” exteriorizó.

Al finalizar la prueba que les otorgaría el título como futuros bachilleres y la posibilidad de acceder a la universidad, de a poco salían y en un ambiente de camaradería comentaban y socializaban las respuestas.

Capacitación

Previo a rendir la evaluación conformada por 155 preguntas, las 11 personas privadas de libertad fueron parte de una capacitación y refuerzo de conocimientos, aquí docentes del Ministerio de Educación, en conjunto con PPL que se desempeñan como tutores impartieron conocimientos en asignaturas como: Matemáticas, Estudios Sociales, Ciencias Naturales, Lenguaje y Comunicación, Pensamiento Abstracto y Razonamiento Verbal.

DATO

El Código Orgánico Integral Penal (COIP) con respecto al eje de educación, cultura y deporte, en su artículo 704 estipula: Se organizarán actividades educativas de acuerdo con el sistema oficial. Los niveles de educación inicial, básica y bachillerato son obligatorios para todas las personas privadas de libertad que no hayan aprobado con anterioridad esos niveles.

El sistema nacional de educación es responsable de la prestación de los servicios educativos al interior de los centros de privación de libertad. El Sistema de Rehabilitación Social promoverá la educación superior y técnica a través de la suscripción de convenios con institutos o universidades públicas o privadas (…)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *