“UN CASTIGO SEVERO”: EL ENOJO DE CHINA POR EL ROBO DE UN DEDO DE UNA ESTATUA DE UN GUERRERO DE TERRACOTA EN ESTADOS UNIDOS

“Un castigo severo”.

Esa es la demanda del gobierno chino a las autoridades estadounidenses luego de que un hombre robara un dedo pulgar de un guerrero de terracota que estaba siendo exhibido en Estados Unidos. La estatua de 2000 años de antigüedad y valuada en US$ 4,5 millones es parte de un préstamo de un conjunto de 10 figuras al Instituto Franklin de Filadelfia, EE.UU.

La semana pasada, el hombre, identificado como Michael Rohana, fue acusado de robar y ocultar el dedo, aunque fue liberado bajo fianza. El ejército de de los guerreros de terracota es uno de los hallazgos arqueológicos más importantes de China.

De acuerdo con los documentos judiciales, Rohana, de 24 años, asistió a la “Fiesta del Suéter Feo” que se desarrollaba en el Instituto Franklin el 21 de diciembre pasado, cuando se las arregló para ingresar a la sala donde estaban siendo exhibidos los guerreros de terracota. El joven usó un teléfono móvil como linterna y se tomó un selfie con uno de los guerreros, de acuerdo con la agencia estatal china Xinhua, que cita al FBI. Luego, supuestamente puso su mano sobre la mano izquierda de la estatua y algo se rompió. Se guardó la pieza en el bolsillo y se fue.

El personal del museo notó la desaparición del pulgar recién el 8 de enero y el FBI investigó lo sucedido y llegó a Rohana, quien admitió que había guardado el pulgar en el cajón de un escritorio de su casa.

Este lunes, el director del Centro de Promoción del Patrimonio Cultural de Shaanxi, la organización gubernamental que prestó las estatuas, “condenó enérgicamente” al Instituto Franklin por ser “descuidado” con las estatuas, “Pedimos que Estados Unidos castigue severamente al culpable”, dijo Wu Haiyun.

Wu dijo que el centro enviaría dos expertos a EE.UU. para evaluar el daño y reparar la estatua con el pulgar recuperado. También habrá un reclamo de una compensación, agregó. El Instituto Franklin responsabilizó a la empresa de seguridad contratada porque no siguió los procedimientos de cierre en las noches en que hay eventos y dijo que tras el incidente “se revisaron los protocolos de seguridad y se tomaron las medidas necesarias”, según publicó el diario The Courier-Post. Las 10 estatuas que se exhiben actualmente en el Instituto Franklin son parte de un conjunto de 8.000 guerreros de arcilla de tamaño natural que forman el Ejército de Terracota.

Las estatuas fueron construidas durante el mandato del emperador chino Qin Shi Huang, quien murió en el año 210 a.C., y que creía que lo protegerían en la otra vida.

Fueron descubiertos en la ciudad china de Xi’an en 1974 por un grupo de granjeros chinos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *